18/10 Barcelona se rinde un año más al jazz

El Festival Internacional de Jazz de Barcelona llega a su edición número 45 de la mano de Voll-Damm. Este año la programación del festival se extenderá desde el 19 de octubre hasta el 1 de diciembre, ofreciendo como es habitual una programación que incluye todo tipo de estilos y propuestas del mundo del jazz.

El retorno de este gran festival, con miles de seguidores, implica también el regreso a la ciudad condal de Chucho Valdés y sus Afro-Cuban Messengers, que estarán en el Palau de la Música el 30 de octubre. Este concierto será uno de los grandes eventos de esta edición, con casi todas las entradas a día de hoy prácticamente agotadas.

La trayectoria del festival lo abala como un referente único. Es considerado a nivel mundial como un festival emblemático que gracias al trabajo de su organización logra acercar a los asistentes los pesos pesados del género y las propuestas más jóvenes y con mucho potencial. Los carteles de cada edición tratan de combinar a la perfección artistas consagrados y propuestas prometedoras, ofreciendo a su público un gran abanico de artistas.

Además de los conciertos de los artistas invitados durante la celebración del festival, la programación ofrece otras muchas actividades relacionadas con el mundo del jazz. Esto  hace que toda la ciudad de Barcelona se llene de opciones musicales, ofreciendo a los ciudadanos y turistas unas semanas de conciertos gratuitos, clases magistrales a cargo de grandes figuras del jazz, conferencias sobre el mundo musical o encuentros con los artistas. Esta gran variedad de opciones completan la gran programación del festival.

El Festival Internacional de Jazz de Barcelona es la opción perfecta para poder disfrutar de música de calidad y de dejarnos llevar por la pasión que despierta este gran estilo musical. Desde el Hotel Omm, hotel de cinco estrellas en Barcelona, os animamos a sumergiros en este festival tanto si sois amantes del festival como si no, seguro que descubriréis grupos muy interesantes. Además sus diferentes localizaciones para los conciertos son la excusa perfecta para poder disfrutar de diferentes salas como son Luz de Gas, el Conservatori del Liceu o el emblemático Palau de la Música.